La laxitud vaginal es un problema que se caracteriza por la pérdida de tono de la vagina y surge a causa de los partos o asociado a la atrofia vulvovaginal, problema muy común por el propio envejecimiento y los cambios hormonales de la mujer.

La atrofia vulvovaginal puede provocar un adelgazamiento de las paredes vaginales, un incremento de la flacidez del tejido y una disminución de la sensibilidad del área vaginal, lo que conlleva una menor satisfacción durante las relaciones sexuales y la aparición de las pérdidas de orina creando un verdadero problema relacionado con la calidad de vida de la mujer. 

¿Qué tratamientos ofrece Alma?

FemiLift es un avanzado tratamiento láser, realizado con el sistema Pixel CO2 de Alma, que ofrece una solución simple y segura para restaurar la calidad del tejido vaginal, recuperando su turgencia y tensión, y aumentando así su sensibilidad.

La poderosa energía térmica del láser se aplica en las diversas capas del tejido vaginal, estimulando la regeneración de las fibras de colágeno y elastina, al igual que la neovascularización de la zona, una normalización del PH y una mejor lubricación vaginal. El tejido genital de la mujer se regenera y recupera un estado más juvenil, con un epitelio grueso, nuevas fibras de colágeno y un menor diámetro vaginal.

Femilift es un tratamiento con eficacia clínicamente probada, no invasivo, sin dolor, muy rápido y cómodo para la paciente.

Esta sección recoge información sobre tratamientos médicos con fines informativos. Estos tratamientos requieren de valoración, diagnóstico e indicación médica. Es el médico el que deberá indicar qué tratamiento es el más adecuado tras valorar al paciente. 

Nuestros productos para Tensado vaginal